martes, mayo 26, 2015

INVENTARIO PARA UN RETORNO














Cuando regreses
No olvides los recuerdos
Que duermen acurrucados en tu mirada
Desde el lento sopor de aquel amanecer.
Empaca, entre tus cosas, las despedidas,
Siempre son necesarias para el viaje.
Guarda en el bolsillo de tu chaqueta
El leve roce a media noche,
La caricia sutil de las palabras
Y el beso en la mejilla.
Llévate un pedazo de esa sonrisa
Disimulada tras los espejos
Y el parpadeo fugaz de los deseos.
Guarda bien las evocaciones,
Valen para sobrevivir en esos días
Cuando el mundo se desgaja lentamente
Y la fiebre de vivir frunce tu sueño.
Cuando regreses
No olvides los recuerdos del placentero viaje;
En una esquina, la más oculta de ellos,
Duermo soñando tu regreso.

sábado, mayo 16, 2015

viernes, abril 24, 2015

LUNÁTICA







Se regodeó en sus curvas

Antes de que la noche estacionara el reloj

En el centro de las horas.

Él estaba allí, como un planeta extraviado

En la inmensidad voraz del universo,

Gastando palpitaciones en destellos,

Acercándose sin saberse botín a la distancia.



Ella parpadeó en medio de las nubes

Y dispuso sus sábanas para un festín.

De lejos apenas observábamos.



Una y otra vez ella irradiaba

Y esos destellos eran la envidia del infinito

Y sus alrededores.

Él se apagaba consumido en sus deseos.



La noche fue incinerada tras un beso

Él, se apagó.

Ella deambula, luna por el cosmos,

Buscando a otros cuerpos para alimentar su fuego.        

miércoles, diciembre 17, 2014

POEMA PERDIDO




 














 Un par de caracoles blancos

Anidaron en tu pecho

Desde donde la rosa roja

Se desgajaba en silencio.

Tu cuerpo, alto muro

Por donde se cuela la lluvia

Aletea en medio de la noche

Calurosa y profunda.

De lejos sigo siendo

El desesperado,

Ausente entre las sombras.

Y tú, silenciosa abeja

Alumbras por instantes mi penumbra.

Caracoles,

Rosas,

Lluvia,

Noche,

Abeja…

Todo hace parte de un inventario

Olvidado, en las tierras de la ausencia.



























viernes, diciembre 12, 2014

CAER ES EL PRECIO


Abandona tus alas un instante
Guárdalas detrás de tu sofá,
Olvida las palpitaciones
No es este el tiempo
Cuando lloran las golondrinas.
Mira el sendero de tu infancia
Recuerda las hojas sobre la cara
Y las gotas de rocío en la mañana.
¿En qué te has convertido?
Ni los espejos desean tu rostro.
Abandona tus alas un instante
Lánzate al abismo de la soledad,
Caer es el precio por pensar. 

viernes, octubre 25, 2013

ESTANCIAS I




I

Copular con la noche

Extremo de placer.

Aunando universos paralelos,

Pieles cósmicas, bustos planetarios.

Llegar al límite

Donde la razón colinda

En mágica locura.

Éxtasis tras éxtasis

Derrochando líquido inmortal,

Luego hacia el abismo

Dejar caer los ojos

Y contemplar meciéndose

La nada entre la nada.

(Del poemario: La rendija de los tiempos. Grafilasser impresores. Ibagué. 1997)